El TJUE rectifica la indemnización de los contratos temporales

El TJUE rectifica la indemnización de los contratos temporales
El Tribunal de Justicia de la Unión Europea rectifica su doctrina sobre la indemnización de los contratos temporales

En septiembre de 2016, el TJUE concluyó en la conocida sentencia “De Diego Porras” que la normativa española era contraria al Derecho Europeo por no establecer indemnización alguna para los trabajadores con contratos de interinidad, por considerarlo trato discriminatorio.

Pues bien, a principios de este mes de junio, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha dictado dos sentencias que rectifican lo anteriormente dicho al concluir que la normativa española en materia de extinción de los contratos temporales no es contraria al Derecho Europeo y por tanto no supone una discriminación entre trabajadores temporales e indefinidos.

Así pues, en aplicación de esta doctrina, los trabajadores temporales seguirán teniendo derecho a recibir una indemnización de tan sólo 12 días al finalizar su contrato por expiración del tiempo convenido, mientras que los trabajadores interinos no tendrían que percibir ningún tipo de indemnización, tal como establece el artículo 49.1.c del Estatuto de los Trabajadores.

El nuevo criterio del Tribunal de Justicia de la Unión Europea responde a un análisis más exhaustivo y pormenorizado que el realizado en el caso “De Diego Porras”.

Parece evidente que jurídicamente, existen argumentos para defender que la normativa española no resulta discriminatoria con el Derecho Europeo, precisamente porque la “indemnización por despido” es idéntica para los trabajadores fijos y temporales.

Cuestión distinta es si sería razonable desde un punto de vista político o social que pudiera incluirse algún tipo de indemnización para los contratos de interinidad o incluso para los formativos, o si debería incrementarse la indemnización de 12 días prevista para el resto de contratos temporales, pero en cualquier caso se trataría de una decisión política y no jurídica.

De hecho, justo en el momento en el que se han dictado estas nuevas resoluciones, se está negociando y tramitando una reforma para adaptar la legislación laboral española a los criterios del Tribunal Europeo, por lo que habrá que estar atentos a la acogida de esta nueva doctrina por parte de los Tribunales Españoles y al impacto que pueda tener en futuras regulaciones

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

cinco × 1 =