martes, 12 de julio de 2022

Entidades sin ánimo de lucro y la memoria económica

Hacienda ha iniciado una campaña informativa comunicando a las entidades sin ánimo de lucro (en adelante ESFL) su obligación de presentar la “memoria económica” … ¿El problema? Que se lo manda también a entidades NO obligadas a su presentación.

Es por ello que queremos hacer un recordatorio de esta importante obligación que tienen determinadas entidades para gozar del régimen fiscal especial, y aclarar las entidades realmente obligadas a su presentación.

Memoria económica – Requisitos y contenido

La Ley 49/2002, de 23 de diciembre, de régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de los incentivos fiscales al mecenazgo, recoge en su artículo 3, los requisitos que deben cumplir las entidades sin fines lucrativos para ser consideradas como tales a efectos de la Ley y, en consecuencia, poder aplicar el régimen fiscal especial (con las importantes exenciones en impuestos que supone; régimen que se encuentra recogido en los artículos 5 a 15 de la mencionada norma – pueden acceder al contenido de la norma haciendo clic aquí –).

Este artículo 3, muy importante para la gran mayoría de ESFL (no para las Congregaciones como veremos más adelante) enumera en hasta 10 apartados las obligaciones que deben cumplir, siendo que en el apartado décimo se recoge como requisito:

“10.º Que elaboren anualmente una memoria económica en la que se especifiquen los ingresos y gastos del ejercicio, de manera que puedan identificarse por categorías y por proyectos, así como el porcentaje de participación que mantengan en entidades mercantiles.

Las entidades que estén obligadas en virtud de la normativa contable que les sea de aplicación a la elaboración anual de una memoria deberán incluir en dicha memoria la información a que se refiere este número.

Reglamentariamente, se establecerán el contenido de esta memoria económica, su plazo de presentación y el órgano ante el que debe presentarse.”

Artículo que fue desarrollado por el Real Decreto 1270/2003, de 10 de octubre, por el que se aprueba el Reglamento para la aplicación del régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de los incentivos fiscales al mecenazgo (pueden acceder aquí), y que en su artículo 3 recoge el contenido concreto que debe tener dicha memoria económica.

A estos efectos, y como recuerda la circular mandada por Hacienda, es MUY importante tener en cuenta la confección y presentación de esta memoria … Pues al ser un requisito establecido en la normativa, la falta de presentación supondría LA PÉRDIDA de los beneficios fiscales previstos en la misma para este tipo de entidades, y que afectaría a aspectos tan importantes como:

  • La pérdida de la deducción por donativos por parte de los donantes en su propio IRPF o Impuesto sobre Sociedades – no afectaría, por lo tanto, a la propia ESFL receptora del donativo, pero SÍ a los impuestos de los donantes, pues perderían la deducción generada por el mismo (con el perjuicio económico que supondría para los donantes y el perjuicio reputacional y pérdida de confianza vinculado para la propia ESFL).
  • La pérdida de la exención en el Impuesto sobre Sociedades por las actividades económicas exentas realizadas en cumplimiento de los fines fundacionales (y que se encuentren recogidas en el artículo 7 de la Ley) – Lo que supondría tener que tributar por el eventual beneficio obtenido a un tipo del 25%.
  • La pérdida de la exención de los tributos locales – lo que podría suponer tener que pagar el IBI por los “inmuebles afectos a la actividad”, pagar el IAE si se supera el 1.000.000 de Euros de ingresos, …

Pérdida de beneficios que, además de la regularización de los importes dejados de ingresar que podrían ser reclamados por Hacienda, puede suponer la aplicación de recargos por el retraso en el ingreso, intereses de demora e incluso sanciones, … Y ello por cada año en el que no se haya presentado dicha memoria y pudiendo retrotraerse a los 4 ejercicios no prescritos…. ¡¡POTENCIALMENTE UN DINERAL!!

Para nuestros clientes, en el caso de entidades que ya deben presentar una memoria al Protectorado competente (como son las Fundaciones o Asociaciones Declaradas de Utilidad Pública), añadimos dicha información como un apartado adicional a la memoria de las CCAA (y posteriormente presentamos la misma memoria al Protectorado y a Hacienda). Si las entidades NO están obligadas a dicha elaboración (como es el caso de determinadas asociaciones canónicas), elaboramos una memoria económica exclusivamente con el contenido exigido por la normativa y la presentamos ante Hacienda.

Entidades religiosas y su obligación de presentación

En el supuesto de las Entidades religiosas debemos recordar lo que establece la Ley 49/2002 en su Disposición Adicional Novena:

Disposición adicional novena. Régimen tributario de la Iglesia Católica y de otras iglesias, confesiones y comunidades religiosas.

  1. El régimen previsto en los artículos 5 a 15, ambos inclusive, de esta Ley será de aplicación a la Iglesia Católica y a las iglesias, confesiones y comunidades religiosas que tengan suscritos acuerdos de cooperación con el Estado español, sin perjuicio de lo establecido en los acuerdos a que se refiere la disposición adicional anterior.
  2. El régimen previsto en esta Ley será también de aplicación a las asociaciones y entidades religiosas comprendidas en el artículo V del Acuerdo sobre Asuntos Económicos suscrito entre el Estado español y la Santa Sede, así como a las entidades contempladas en el apartado 5 del artículo 11 de la Ley 24/1992, de 10 de noviembre, por la que se aprueba el Acuerdo de Cooperación del Estado con la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España; en el apartado 5 del artículo 11 de la Ley 25/1992, de 10 de noviembre, por la que se aprueba el Acuerdo de Cooperación del Estado con la Federación de Comunidades Israelitas de España, y en el apartado 4 del artículo 11 de la Ley 26/1992, de 10 de noviembre, por la que se aprueba el Acuerdo de Cooperación del Estado con la Comisión Islámica de España, siempre que estas entidades cumplan los requisitos exigidos por esta Ley a las entidades sin fines lucrativos para la aplicación de dicho régimen.
  3. Las entidades de la Iglesia Católica contempladas en los artículos IV y V del Acuerdo sobre Asuntos Económicos entre el Estado español y la Santa Sede, y las igualmente existentes en los acuerdos de cooperación del Estado español con otras iglesias, confesiones y comunidades religiosas, serán consideradas entidades beneficiarias del mecenazgo a los efectos previstos en los artículos 16 a 25, ambos inclusive, de esta Ley.

Artículo que se encuentra complementado por lo previsto en la Disposición Adicional Única del RD 1270/2003, que recoge:

Disposición adicional única. La Iglesia Católica y otras iglesias, confesiones y comunidades religiosas: aplicación del régimen fiscal especial y acreditación a efectos de la exclusión de la obligación de retener o ingresar a cuenta.

  1. Las entidades a las que se refiere el apartado 1 de la disposición adicional novena de la Ley 49/2002 que decidan aplicar el régimen fiscal especial previsto en los artículos 5 a 15 de dicha ley, no tendrán que efectuar las comunicaciones reguladas en los artículos 1 y 2 de este reglamento. Dicho régimen fiscal se aplicará directamente por el sujeto pasivo cuando se trate de tributos objeto de declaración o autoliquidación, y por la Administración tributaria en los demás casos.

La acreditación de estas entidades a efectos de la exclusión de la obligación de retener o ingresar a cuenta a que se refiere el artículo 12 de la Ley 49/2002, se efectuará mediante certificado expedido, a petición de la entidad interesada y con vigencia indefinida, por el órgano competente de la Agencia Estatal de Administración Tributaria, en el que se acredite que la entidad está incluida en el apartado 1 de la citada disposición adicional. En la solicitud deberá acreditarse la personalidad y naturaleza de la entidad mediante la certificación de su inscripción emitida por el Registro de Entidades Religiosas del Ministerio de Justicia.

  1. A las entidades a las que se refieren la disposición adicional octava y el apartado 2 de la disposición adicional novena de la Ley 49/2002 les será de aplicación lo dispuesto en los artículos 1, 2 y 4 de este reglamento a efectos del ejercicio de la opción por el régimen fiscal especial y de la acreditación del derecho a la exclusión de la obligación de retener o ingresar a cuenta.

Siendo que, de lo que antecede, podemos concluir que:

  • Las Congregaciones religiosas (entidades del artículo IV de los acuerdos Iglesia Estado) NO están obligadas ni a solicitar la aplicación del régimen fiscal especial, y el mismo les resulta de aplicación SIN tener que cumplir lo establecido en el artículo 3 de la Ley – Por lo que,ni deben hacer un 036 indicando que se acogen a la Ley, NI deben presentar la memoria económica a que hace referencia la circular emitida por Hacienda (que consideramos ha sido mandada por error a este tipo de entidades).
  • Las Asociaciones y fundaciones canónicas (entidades del artículo IV de los acuerdos Iglesia Estado – o del resto de acuerdos mencionados –) POR EL CONTRARIO, SÍ que están obligadas a realizar el acogimiento al régimen fiscal especial y SÍ, deben cumplir los requisitos previstos en el artículo 3 de la Ley (y, por lo tanto, SÍ deben presentar anualmente la memoria económica ante hacienda – normalmente durante el mes de julio si su cierre contable es a 31/12 –). No presentar esta memoria, como hemos anticipado, les supondría la pérdida de los beneficios fiscales previstos en la Ley 49/2002.

Pueden hacer clic aquí si quieren acceder a una copia de la circular que Hacienda está mandando a las entidades sin ánimo de lucro.

Y quedamos a su disposición para aclarar cualquier duda que puedan tener con relación a este respecto, pues es muy importante para aplicar el régimen fiscal especial y, como hemos visto, Hacienda ha puesto el foco en controlar su cumplimiento.

Autor: Sergi Pina

Cookies

Baker Tilly utiliza cookies con el fin de mejorar continuamente sus servicios,  así como de mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta el uso de cookies. Para más información acerca del uso de las mismas o de cómo eliminarlas, haga clic en nuestra politica de cookies.