Cuadro de mandos retail

Durante los últimos años, el sector retail viene experimentando una evolución exponencial en lo referente a la digitalización: cualquier movimiento que realiza un cliente dentro de la tienda, ya sea está física o digital, genera un gran número de datos. Recoger y agrupar la mayor cantidad de estos datos, así como tratarlos de forma efectiva para convertirlos en información útil en la toma de decisiones, es uno de los principales retos a los que se enfrenta el retailer.

La información se ha convertido en unos de activos más valiosos, sino el que más, del sector retail, por ello es imprescindible comprender como funciona la Inteligencia de Negocio (BI), y establecer los procedimientos adecuados para interpretar esta información en tiempo real.

 

Los distintos apartados de los que se compone el cuadro de mandos son:

  1. Indicadores principales. Financiero, Comercial y de Gestión.

 

2. Ciudades. Evolución de aspectos comerciales por establecimiento.

 

3. Familias. Detalle de aspectos comerciales por grupos de productos, familias o subfamilias.

 

4. Stock. Control de stock, con alertas para evitar roturas de stock y disminuir la cantidad de caducados.

 

La información contenida en el cuadro de mandos se podrá segmentar/filtrar por cualquier de las características incluidas en la fuente de información (fecha, establecimiento, cliente, familia, producto, etc.).